Museo Etnográfico de Baztán, Elizondo

Situado en la casa Puriosenea o “casa de los moros”, uno de los edificios más antiguos de Elizondo, el Museo Etnográfico de Baztán pretende conservar la memoria de su valle a través de una recopilación de costumbres y tradiciones aferradas a esas verdes tierras de los Pirineos Occidentales de Navarra.

Museo Etnográfico de Baztán, Elizondo - Turismo en Navarra

Museo Etnográfico de Baztán, Elizondo

Al atravesar sus puertas podrá sumergirse en un antiguo mercado rural, conocer vetustos oficios artesanales o descubrir el folclore, la indumentaria y la música de los baztaneses del siglo XIX.

Tras una profunda remodelación, el museo acoge 60 valiosos cuadros de Javier Ciga, el pintor navarro que mejor supo reflejar la realidad del valle de Baztán de la primera mitad del siglo XX.

El nombre de esta galería etnográfica honra la memoria del escultor vasco Jorge Oteiza, quien donó su obra “Maternidad”, la cual puede admirarse expuesta en el jardín. La denominación actual incluye una referencia especial a Javier Ciga reflejando el comienzo de una nueva etapa.

El Museo Etnográfico de Baztán “Jorge Oteiza/Colección Javier Ciga”, fundado en 2001, está ubicado en la Casa Puriosenea de Elizondo, localidad emplazada al norte de Navarra, a orillas del río Baztán.

Esta zona de la Navarra húmeda se caracteriza por sus verdes prados y sus amplios bosques y por su clima suave en todas las estaciones.

En este edificio de finales del siglo XV se recogen las costumbres y tradiciones ancestrales de los habitantes del valle de Baztán a través de diferentes objetos, fotografías y proyecciones.

Es posible descubrir los secretos de su vida rural y de su trabajo o de sus relaciones sociales que se representan a través de la familia y la comunidad vecinal. Finalmente el juego y la fiesta completan la exposición.

La exposición etnográfica convive con la pintura costumbrista de Javier Ciga cuyas obras son verdaderos documentos históricos y sociológicos donde el romanticismo y el realismo transportan al espectador al pasado.

La visita al Museo Etnográfico de Baztán

Planta baja

En la planta baja, lo primero que puede observar es una pequeña colección de estelas funerarias, monumentos conmemorativos en forma de lápida o pedestal.

A continuación saldrá a tu encuentro una recreación de dos bueyes equipados con yugo y mantas, arrastrando un carro cargado con dos toneles.

En esta misma planta puedes sumergirte en un auténtico comercio baztanés al más puro estilo rural o recrearte con las profesiones tradicionales y sus herramientas.

Los artesanos como los herreros, las hilanderas, los guarnicioneros, los toneleros, entre otros, aparecen aquí reflejados.

Museo Etnográfico de Baztán, Elizondo - Turismo en Navarra

Museo Etnográfico de Baztán, Elizondo (Foto: J. Lameirinhas)

El jardín

Desde allí, se accede al jardín. Te recibe primero un nuevo espacio dedicado a los monumentos megalíticos del valle y ya en el patio, una completa colección de aperos como rodillos, arados y carros.

A modo de centinela, el gigante Soalar protege la colección de objetos del museo. Se trata de un menhir de 4,5 metros de altura y 3 toneladas que tiene grabada una de sus caras.

Primera planta

En la primera planta, se exponen piezas que ilustran temas relacionados con el juego, la pelota, el folclore, la indumentaria y la música, así como la reconstrucción de una cocina, de un salón del ayuntamiento en el que se celebra una asamblea de la junta del valle y de un dormitorio típicos baztaneses de comienzos del siglo XX.

Las obras de Ciga están colocadas estratégicamente con el fin de arrojar más luz sobre la etnografía del valle. Todas ofrecen un paralelismo con los objetos expuestos.

Así, la “sokadantza” para el folclore, “Reunión de los 12 ancianos bajo el roble de Jauregizar” para mostrar la Junta general del valle, “la salida de Misa” junto a la indumentaria típica, etc.

Segunda planta

La segunda planta acoge una exposición monográfica de Javier Ciga realizando un itinerario por la biografía y la obra de este virtuoso del pincel.

Jorge Oteiza y su vinculación al museo

Este magnífico escultor vasco demostró el cariño que sentía hacia el pueblo de Elizondo volcándose generosamente en el esfuerzo que los baztaneses estaban realizando por conservar su patrimonio, y en 2002, donó al museo su escultura “Maternidad”, que se expone en el jardín situado frente al museo.

Los vecinos de la localidad, para homenajearle y agradecer su interés, dieron su nombre al museo.

Jorge Oteiza, ha sido uno de los artistas fundamentales en la evolución de la escultura del siglo XX; su obra está marcada por la experimentación estética, por la “desocupación de la formas” y por el “vaciamiento de la escultura”.

Visitas al Museo Etnográfico de Baztán

  • Horario:
    • Verano: De lunes a domingo de 11:00 a 14:00 y de 17:00 a 20:00.
    • Invierno: De viernes a domingo de 11:00 a 14:00 y de 16:00 a 19:00.
  • Precio entrada: 2,00 €. Vecinos de Baztan 1€, niños hasta 18 años, gratis.
  • Observaciones: reinagurado con una amplia colección de cuadros del pintor Javier Ciga, el artista que mejor supo reflejar la realidad del valle de Baztán en la primera mitad del siglo XX.

Horarios, fechas y precios orientativos. Se aconseja confirmar con la entidad responsable.

Fuente de los datos: Gobierno de Navarra y elaboración propia

Guardar

Guardar

Guardar

Dirección

Dirección:

Calle Braulio Iriarte 36, Elizondo

Teléfono:
Email:

-

Contacta